Durante la primera audiencia general del año, el Papa Francisco dedicó una buena parte del mensaje a los “hipócritas” ¿A qué se refería? El Papa habló de las inconsistencias de aquellas personas que “van a la iglesia y luego viven odiando a los demás”. Y justo para ellos afirmó:

“Es mejor no ir a la iglesia. Vive como un ateo. Si vas a la iglesia, vive como hijo, como hermano, da un verdadero ejemplo”, afirmó.

De acuerdo con un diario italiano, el Papa básicamente hizo una comparación entre los cristianos hipócritas y los ateos.

Refiere que el líder de la iglesia católica aludió al evangelio de Mateo, mismo que hace referencia a los hipócritas que rezan sólo para que los demás los vean rezando, situación que según el Papa es un “escándalo” que se ha replicado en la actualidad con personas que recitan oraciones “ateas, sin Dios, solo por ser admirados”.