Alerta por contagios provenientes de personas asintomáticas

Covid-19 Estado

De acuerdo con la Vocería Organizacional, una investigación reciente de la Asociación Médica Estadounidense (AMA, por sus siglas en inglés), sobre la transmisión del virus causante de COVID-19, reveló que la participación real que tienen las personas asintomáticas y pre sintomáticas en la propagación de la enfermedad es mayor de lo que se estimaba.

En dicho estudio, mencionó el Vocero Rafael López González, se descubrió que 24% de la transmisión es causada por las personas que nunca desarrollan síntomas, y hasta 35% por personas pre sintomáticas, refiriéndose a quienes estaban enfermas, pero no presentaban síntomas al momento de la estimación.

Además, precisó el vocero, dicho estudio demostró que más de la mitad de los casos son causados por contagios que vienen de personas sin síntomas.

Ante estos resultados el vocero resaltó la importancia de reducir el riesgo de contagio proveniente de este tipo de poblaciones, además de la identificación y aislamiento de personas con síntomas mediante la aplicación estratégica de pruebas, como lo hace el gobierno del estado de Querétaro, lo que contribuye a frenar la cadena de contagio.

Informó que hasta el pasado 16 de enero, el Laboratorio Estatal ha procesado un total de 36 mil 664 pruebas aplicadas a personas asintomáticas, de las cuales 28 mil 229 fueron negativas y ocho mil 435 resultaron positivas al virus SARS-CoV-2, causante de la enfermedad COVID-19.

Esta evidencia, aseveró, respalda la importancia del uso correcto del cubreboca; “recuerda que puedes ser portador del virus sin saberlo, o bien tener contacto con un transmisor asintomático”.

El vocero ilustró esta idea ejemplificando el riesgo que enfrenta una persona saludable al encontrarse con un portador del virus en la calle; mencionó que el mayor riesgo se presenta cuando ninguna de ellas usa cubreboca, disminuye un poco si sólo lo usa la persona sana, se agrega un nivel de seguridad más si solo lo usa la persona portadora, y el riesgo es mínimo si las dos personas utilizan correctamente el aditamento.

“De esta forma se ilustra que usar cubreboca es un acto de responsabilidad social”.

Sin embargo, puntualizó que el solo uso del cubreboca no es suficiente para evitar el contagio, pues esta medida debe complementarse con lavado frecuente de manos, sana distancia, y preferir espacios bien ventilados y adaptados, así como evitar salidas innecesarias.

Por ello invitó a la población a realizar todas sus actividades de manera segura, pues será el camino para adaptarse al tiempo que nos ha tocado vivir; por ello enfatizo: “¡no bajes la guardia! y ¡vive sin contagiarte!”