Querétaro crece con la articulación productiva de Triple Hélice

Portada Querétaro


Uno de los principales logros de la administración de Francisco Domínguez Servién para continuar y consolidar el crecimiento económico de Querétaro, es la articulación productiva a través del modelo Triple Hélice, con el que se vincula a la academia con la industria y gobierno.

Mediante este modelo, promovido desde la Secretaría de Desarrollo Sustentable el gobierno cumple su papel de facilitador y generador de las condiciones para el desarrollo estatal, mientras que los empresarios y la academia trabajan de la mano para atender las necesidades de la industria local.

La entidad ha apostado a la capacitación y la formación de recursos humanos capaces de innovar con estrategias para impulsar el crecimiento industrial.

Querétaro cuenta con una industria automotriz fuerte, formada por 104 proveedores TR1, más de 200 TR, así como siete OEM’s; genera más de 65 mil empleos, representa 34.4 por ciento del Producto Interno Bruto de manufactura a nivel estatal, así como 28.5 por ciento de las exportaciones.

En conjunto con el Instituto Mexicano del Transporte y la empresa Continental se desarrolló la Pista Experimental de Pruebas, en la que se podrán revisar condiciones de aceleración y frenado, neumáticos, estabilidad, ruido, así como el funcionamiento de vehículos de emergencia, lo que permitirá aumentar la capacidad tecnológica en innovación e investigación.

La Universidad Politécnica de Querétaro (UPQ) se convirtió en la Universidad Automotriz y prepara al talento queretano, en conjunto con la empresa Brose.

Con el CONALEP y la Agencia de Cooperación Internacional del Japón (JICA) se impartió el seminario “Retos de la Industria Automotriz y la aportación de CONALEP a su impulso”, proyecto que inició en 2016 con el objetivo de fortalecer la oferta educativa y la vinculación entre los planteles y la industria.

Por su parte, la industria aeroespacial queretana se conforma por más de 80 empresas y organizaciones, entre las que se encuentran dos OEM’s, 26 TR1 y TR2, cinco MRO’s, cuatro proveedores de materia prima, 12 centros de investigación, siete instituciones académicas, cinco empresas dedicadas a procesos especiales y 19 a servicios generales.

Este sector genera 10 mil empleos, representa 50 por ciento del total de la inversión extranjera directa en los últimos 10 años, así como 37 por ciento de las exportaciones aeroespaciales a nivel nacional.